¿Qué medios de pago offline y online pueden ofrecerse a los clientes?

En los últimos años, con la evolución de Internet y de los dispositivos móviles, se ha abierto el abanico de posibilidades de pago a ofrecer a los distintos clientes que pueden acceder tanto a la tienda física como virtual para realizar compras. Al fin y al cabo, el pago de la compra es la confirmación del objetivo (Aunque no el punto final del proceso de compra. La entrega y el servicio post-venta son esenciales para la experiencia de compra).

2 aspectos son claves de cara a los potenciales clientes, la facilidad de uso de dichos medios de pago y el hecho de generar seguridad a la hora de realizar los mismos.

Por ello, repasaremos de manera breve diversas alternativas offline y online que pueden ser utilizadas.

Offline: Medios más seguros pero normalmente con un proceso más lento que los pagos online.

  • Transferencias bancarias: Para la empresa implica el trabajar con el banco del cliente si se quieren reducir comisiones. Al requerir de recibir la transferencia para realizar el envío, se demora el proceso de compra.
  • Domiciliación o giro bancario: Método en el cuál no se cobra hasta que la entidad ejecuta la orden para pagar a la empresa. Puede ser de utilidad si se ofrece un servicio cada cierto tiempo (subscripciones).
  • Pago después de probar: La opción más arriesgada si no se dispone de un producto claramente diferencial. Puede incentivarse con un producto/servicio básico que sea atractivo y unas características adicionales del producto/servicio sólo disponibles al comprar.
  • Contra reembolso: Opción que cubre el apartado de seguridad a ofrecer al cliente. Por el contrario, retrasa el cobro del producto y servicio, además de los gastos que puede generar por devolución.

Online

  • TPV (Terminal de Punto de Venta) Virtuales: Medio más utilizado de pago. Conectando el e-commerce con la plataforma de pago de la entidad con la que se trabaja. Debe valorarse el servicio y las comisiones de cada entidad.
  • Integradores/Proveedores de Servicios de Pago: Incluiríamos a empresas como Allopass, Paypal, SafetyPay o Sage Pay, las cuales ofrecen la posibilidad de pago a través de su plataforma. Al ser un mercado más competitivo, se puede negociar con las mismas con más facilidad que con bancos.
  • Transferencia con la banca online del usuario: A través de un tercero, como Trustly, se realiza la transferencia desde la cuenta online del usuario (que antes ha facilitado los datos de sus cuentas online) a la empresa que vende. Puede generar desconfianza al usuario al ceder a una tercera empresa sus datos.
  • Tecnología móvil: Buscando una mejora en la comodidad del pago por parte del usuario, tanto Apple (Apple Pay) como Google (Google Wallet) ofrecen la posibilidad de realizar cualquier compra desde el Smartphone o incluso, desde Apple Watch. Junto a ellos, los sistemas basados en la tecnología NFC como Contactless, se espera que sigan evolucionando en las tiendas físicas.

Dada la evolución de las nuevas tecnologías, será importante adaptarse como empresa por tal de gestionar dichas innovaciones, intentar aplicarlas y así acercarse a los potenciales clientes del futuro.

Se adjunta gráfico referente a los medios de pago utilizados en el comercio electrónico. Último dato: 2013

Fuente del gráfico: ONTSI

Share this article

Cofundador de Markonomia. Licenciado en Administración y Dirección de Empresas por la Universitat de Barcelona (EUS) y master en Business Intelligence y Big Data en Universitat Oberta de Catalunya. Cerca de 5 años desarrollando proyectos de análisis de datos en el sector bancario. Fotógrafo freelance en eventos deportivos nacionales e internacionales.

Facebook Comments

Deja un comentario