Del ecommerce a la tienda física

Algunas empresas aun ven con determinado recelo el hecho de abrir un negocio online complementario a su tienda física. Creen que eso puede quitarles la cercanía y calidad que les aporta el contacto humano y el cara a cara con el cliente. Sin embargo, el ecommerce puede ofrecerte muchas oportunidades tal y como ya comentamos anteriormente en uno de nuestros artículos.

Más allá de poder llegar a más potenciales clientes, el ecommerce también puede ayudar al negocio a atraer más tráfico a la tienda física. Tan solo debe pensarse bien qué estrategia seguir y cómo lograrlo.

Por un lado, Internet lleva años consolidándose como el canal de información por excelencia. Cuando una persona está buscando un producto/servicio para satisfacer una necesidad, el primer paso es preguntarle a Google. Allí es donde cualquier empresa debe estar, ya que cada día son más los que se suman a esta tendencia ya imparable.

Una vez nuestra empresa está bien posicionada y los potenciales clientes llegan a la página web, la empresa debe decidir qué tipo de portal encuentran: una página web puramente informativa, o un ecommerce a través del cual realizar la compra. Lógicamente el segundo puede aportarte una rentabilidad más directa y rápida. Sin embargo, aún hay algunos sectores que consideran (erróneamente) que sus productos no pueden ser venderse online, apostando por la tienda física como único lugar donde adquirirlos.

¿Pero puede una web o ecommerce derivar tráfico a la tienda física? Rotundamente , y más cuando en la tienda dispones de recursos humanos para darle una atención especial al cliente. A continuación os presentamos algunos motivos que pueden hacer que un usuario online acabe yendo a vuestra tienda física:

  • Reservar cita para asesoramiento: a través de la web el usuario se ha informado del producto, sabe el precio y cualidades, pero aun dispone de determinadas dudas para dar el paso de compra. Da la opción de que pueda contactar con el negocio (ya sea a través de un chat o pudiendo quedar con algunos de nuestros trabajadores para atenderle personalmente en la tienda) para resolver las dudas y terminar el proceso de compra.
  • Talleres y eventos: para conseguir que alguien venga a tu tienda debes ofrecerle algo especial. Organiza talleres con tus clientes sobre novedades del sector, muestras, formación, eventos e inauguraciones. Con estas acciones conseguirás atraer de forma periódica a tus clientes y trabajarás la fidelización de la marca.
  • Ver, tocar y probar el producto real: cuantas veces ha pasado que ves una prenda de ropa que te encanta, pero vas a la tienda y no la tienen. Da la opción de que el usuario pueda venir a tu tienda garantizando que ese día el producto estará disponible. A parte de generar tráfico a tu tienda física, obtendrás una base de datos muy importante para futuras campañas de marketing.
  • Cupones descuento: en un negocio online el precio sigue teniendo mucha importancia, ya que es fácil cerrar la página e irse a la de la competencia en pocos minutos. Dando la opción de obtener un cupón de descuento para ir a la tienda física a canjearlo brinda a la empresa una gran oportunidad para que, sus trabajadores, intenten hacer una venta cruzada en persona a los clientes.

Share this article

Cofundador de Markonomia. Licenciado en Administración y Dirección de Empresas por la Universitat de Barcelona, con un Máster en Marketing Directo y Digital por la Barcelona School of Management (UPF – Idec). Tras tres años de experiencia en marketing del sector deportivo, en 2014 empiezo mi andadura en el sector farmacéutico con el objetivo de mejorar la vida de los pacientes y profesionales sanitarios gracias a las herramientas digitales.

Facebook Comments

Deja un comentario